jueves

Profesora de nuestra alma

Ya se acaban las clases y es importante mirar atrás para ver qué hemos aprendido. Antonio ha escrito este poema en el que reflexiona sobre el curso. Para mí es muy significativo y me ha hecho mucha ilusión recibirlo.

Profesora de nuestra alma,
tú que nos enseñas castellano
con paciencia y calma,
pues te decimos que es en vano.

Nosotros no aprendemos,
nos pasamos la clase hablando
porque creemos
que no tenemos que saber tanto.

Algún día en clase
te daremos una sorpresa
aprenderemos que de la sociedad la base
es el respeto, que es lo que nos cuesta.

Tú que siempre intentas hacer cosas divertidas
y nosotros no te dejamos,
que si hablamos, que si jugamos, que si paridas,
algún día te dará un espasmo.

Déjame en tu clase dormir
es un favor que te pido,
pues como buen alumno he de admitir
que sin tus clases yo vivo.

Con esto no te demuestro nada,
sólo un poco de respeto,
parece que a nosotros estés atada
por eso te demostramos nuestro progreso.

Sé que en el fondo nos quieres,
somos tu mejor grupo,
somos un grupo astuto,
que sepas que en tu bolsillo nos tienes.

Hoy es un gran día,
nos toca con nuestra profe Cristina,
hay literatura y poesía,
le pondré a mi lápiz la mina.

Todo un texto hemos copiado
parecía un dictado,
seguro que yo he aprobado
porque con "v" se escribe vado.

Y ya este poema acabo
con muchas palabras sin faltas,
una hora me ha costado
como en tu clase he gastado tantas.

Antonio González

Etiquetas: , ,

1 Comments:

Blogger Bea said...

Sencillamente GENIAL.
Este mismo poema se podría rapear.

11:02 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Entradas anteriores